No hay comentarios

Vall d’Hebron supera los 100 pacientes tratados con la innovadora terapia celular CART que introduce el receptor de antígeno quimérico

El Dr Pere Barba.

La terapia CART consiste en extraer linfocitos T del paciente. Estas células se envían posteriormente al laboratorio para introducir el receptor de antígeno quimérico mediante terapia genética. Una vez modificados estos linfocitos, se administran al paciente.

En la actualidad, hay ocho centros en España autorizados para llevar a cabo la terapia CART (acrónimo de receptor de antígeno quimérico en celulas T) en adultos y tres en pediatría. El Hospital Universitario Vall d’Hebron es el centro que registra mayor actividad.

Este mes de enero ha superado la cifra de 100 pacientes tratados y es el único autorizado para el tratamiento en niños y adultos. Además, desde el año 2019, cuenta con una Unidad de Terapias Avanzadas en Hematología dedicada exclusivamente.

Esta unidad está dedicada a las nuevas terapias celulares contra el cáncer, sobre todo de la sangre y de los ganglios linfáticos, como, por ejemplo, la terapia CART, con la colaboración del Banc de Sang i Teixits de Catalunya y el Vall d’Hebron Instituto de Oncología (VHIO).

Este innovador tratamiento es una terapia personalizada para cada paciente y consiste en coger células del sistema inmunitario del paciente para que estas ataquen a los tumores. Para este procedimiento se extraen del paciente linfocitos T.

Estas células se envían posteriormente al laboratorio para introducir el receptor de antígeno quimérico T mediante terapia génica. Una vez modificados estos linfocitos, se administran al paciente.

“Desde que se inauguró la Unidad de Terapias Avanzadas, hemos tratado ya más de 100 pacientes con este procedimiento, con resultados muy buenos”, explica el Dr. Pere Barba, médico del Servicio de Hematología de Vall d’Hebron.

Este renombrado especialista, que es el coordinador del programa de terapia CART, ha añadido al respecto que “además, en términos de seguridad hemos tenido muy buena experiencia en nuestro centro”.

Gracias a la terapia CART se han conseguido mejorar, sobre todo, pronósticos de pacientes refractarios. La infusión de células se realiza una única vez y los pacientes han de estar ingresados durante 14 días para controlar los posibles efectos adversos.

Actualmente, en Vall d’Hebron se han tratado pacientes con linfomas B, T y leucemias agudas linfoblásticas. Próximamente se espera ampliar este tratamiento a pacientes con mieloma múltiple, leucemias crónicas y otros tipos de linfomas en ensayos clínicos que se desarrollan en colaboración con el VHIO.

Publicaciones recientes

Publicaciones recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.