Más que agresiones sanitarias es violencia sanitaria

Miguel Lázaro
Psiquiatra HUSE
Coordinador del Centro de Atención Integral de la Depresión

La violencia sanitaria crece y se multiplica ante la resignación y el nihilismo de la administración.

Es desolador pero el ámbito sanitario es un escenario de riesgo alto de agresión. Es triste, descorazonador y muy irresponsable el acostumbramiento ante las recurrentes agresiones así como la respuesta estereotipada, crónica y clónica de la administración sanitaria. ¿Cuál es la partida presupuestaria del Ib Salut para prevenir y restringir la violencia sanitaria que pueden sufrir 15.000 profesionales que trabajan en él? ¿Cuantas campañas de sensibilización se han hecho sobre la violencia sanitaria? ¿Cuantos cursos de formación sobre cómo actuar ante situaciones de riesgo se han realizado? ¿Cuantas órdenes de alejamiento del agresor de su centro se han realizado? Cada día hay noticias sobre las violencia sanitaria física pero no sale nunca la violencia psicológica que es el pan nuestro de cada día y que son invisibles porque ni se notifican ni se denuncian.

Salen gratis. Ya nos hemos acostumbrado dicen los profesionales, que a su vez se comportan de forma irresponsable al no denunciar las vejaciones, insultos, menosprecios y cualquier trato indigno que reciben de unos usuarios con alto grado de exigencia y poca tolerancia a la frustración que se saben todos sus derechos pero que son anoréxicos en cuanto a sus deberes. No peco de apocalíptico si anticipo que en un futuro no muy lejano, todos lamentaremos y algunos nos sublevaremos, ante la trágica noticia de la muerte de un médico u otro profesional agredido por un paciente. Es la crónica de una muerte anunciada. El Ib Salut debe de ponerse las pilas ya. Urgen otras medidas para prevenir y atajar este fenómeno.

Tolerancia cero y endurecimiento de las sanciones ya.

!!!Criterios pseudodiagnosticos del EPV!!! Ya saben ustedes que el cerebro humano, ese grano que les ha salido entre los hombros a algunos seudolíderes políticos que okupan full time medios y redes sociales, es muy vulnerable a los muchos estresores psicosociales que tiene que afrontar.

Aceptamos el estrés meteorológico- climático que nos está achicharrando las meninges y provocándonos un insomnio pertinaz. No deberíamos de aguantar el ESTRÉS CIVICO provocado por el desustanciamiento, la indigencia caracterizal, la mediocridad intelectual y la masiva desresponsabilizacion de algunos políticos que están en plena ombligopatía y medición fálica típicas del narcisismo que impregna su adn y su edad mental adolescente. Las palabras de los políticos, en los tiempos que corren, más ocultan que aclaran. La jerga poltiquera actual está preñada de pseudopalabras, cargadas de impostura que intentan negar la realidad de nuestro actual contexto social. Ni el Prozac cura el estrés que nos provocan.

Urge la abstinencia total y el ayuno ayurvedico de semejantes pardales y francotiradores sociales que creen que mean colonia.

Y absténganse del ESTRÉS Y QUEJORREA TERTULIANAmuy dañina para la salud mental, renuncien a consumir mercadotecnia politiquera siendo conveniente en todo el verano, no ver telediarios y demás programas de muchas de las prescindibles televisiones que nos acosan y que escenifican con total obscenidad las tontolabadas y gilipolleces de comentaristas varios y portavoces políticos expertos en amplificar los decibelios de la impostura e infantilización de muchos de los políticos que okupan la res publica. Pero, admitámoslo, el gran depredador es el estrés posvacacional (el EPV). Para facilitar su autodiagnóstico paso a enumerar los criterios de inclusión del malévolo EPV: no estar criando malvas, tener trabajo, tener vacaciones, sobrevivir al estrés vacacional, a los malententidos familiares y diarreas por salmonelosis, retornar a casa y tener amigos para comentarlo y fardar del EPV que nos hemos fabricado.

Ah, sino lo tiene demande a la agencia a quien contrató sus vacaciones.

Lo lamento pero no es motivo de baja laboral patéticos quejorreicos.

Posdata: Recortes en sanidad ni uno. Antes que Madrid nos pague la deuda sanitaria histórica (2.800 millones. ¿A que espera el Govern para reclamarla? ¡Ya saben en derrota transitoria pero nunca en doma.+

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar