Entra en funcionamiento el nuevo servicio de cribaje visual en Formentera

Carlos Hernández /

El Área de Salud de Ibiza y Formentera inauguró ayer la consulta de cribado de agudeza visual en el Centro de Salud Formentera, dirigida a la población pediátrica de 3 a 5 años en aplicación del Programa de Salud Infantoadolescente del Servicio de Salud de Balears, con lo cual se evitará que más de 200 niños tengan que trasladarse a otra isla para recibir esta prestación.

Esta consulta tendrá inicialmente una frecuencia mensual, concretamente el último miércoles de cada mes en horario de tarde. En la primera, que tuvo lugar ayer, fueron atendidos diez niños de los catorce que estaban citados.
Para poder ofrecer esta nueva prestación en el centro de salud formenterense ha sido necesario contratar un optometrista, Álvaro Valdivielso de Hita, que se encargará de la exploración de la visión de los menores en el programa de cribado de las alteraciones de la visión en la infancia, que es muy importante para detectar precozmente los trastornos que pueden dificultar o impedir el desarrollo normal de la visión. Se trata de evidenciar la ampliopía —causada por el estrabismo, por un defecto refractivo o por una anomalía ocular—, la microftalmía, la aniridia, el glaucoma congénito, la catarata congénita y el retinoblastoma; esta última afección supone un riesgo vital si no se trata.

¿Qué es?

La ambliopía es una disminución unilateral (rara vez bilateral) de la agudeza visual que se produce en el período de desarrollo visual y no es debida a una alteración estructural del ojo o de las vías visuales, sino al procesamiento anormal de las imágenes visuales a cargo del cerebro en el período de desarrollo visual, lo que provoca la disminución de la agudeza visual. Si la ambliopía no se trata puede llegar a ser irreversible, pues no solo deteriora la visión sino que también interrumpe la fusión y hace que se pierda la percepción de la profundidad (visión estereoscópica). Por ello es muy importante detectar precozmente esta causa de disminución de la agudeza visual, pues los resultados del tratamiento respecto a la visión final del ojo son excelentes si se inicia antes de los 4 años y buenos si es antes de los 6.

Las causas más frecuentes de ambliopía son la supresión, en que el cerebro ignora las imágenes provenientes de un ojo mal alineado o con visión borrosa (estrabismo o defecto de refracción), y la deprivación, provocada por cualquier factor que ocluya totalmente la visión.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar