Problemas bajo el monte de Venus

La vaginitis es un problema muy frecuente en las mujeres / Acuden al médico cuando sienten molestias como picor, ardor o secreciones / Se trata de inflamaciones originadas por diversos agentes infecciosos, que normalmente son de origen bacteriano

la-vagina

Es frecuente que la mujer sienta molestias en sus órganos genitales. Síntomas como una picazón, ardor y/o secreciones en y por la vagina son motivos de consulta muy comunes entre las mujeres que deciden acudir a su médico o ginecólogo.

En muchas de estas ocasiones la mujer se enfrenta a lo que se denomina una vaginitis o lo que es lo mismo, una inflamación de la vagina. En mujeres en edad fértil, la causa más común de vaginitis es la infección bacteriana, es decir, ocasionado por un agente infeccioso bacteriano.

El síntoma principal de la vaginitis es una secreción vaginal fétida, aunque en algunas mujeres no se presentan siempre síntomas.

El tratamiento es a base de antibióticos, aunque éstos deben ser recetados por el médico y respetada al cien por cien su dosificación.

La vaginitis atrófica es una inflamación de debida a un adelgazamiento del tejido y una disminución en la lubricación. Tiene relación con la reducción en estrógenos cuyos niveles se reducen tras la menopausia.

El estrógeno mantiene los tejidos vaginales lubricados y saludables.

El revestimiento de la vagina produce un lubricante transparente que hace las relaciones sexuales cómodas y ayuda a disminuir la irritación vaginal. Ante la caída de los estrógenos el adelgazamiento o encogimiento del tejido vaginal causa resequedad e inflamación.

La vaginitis atrófica puede presentarse en mujeres más jóvenes, es decir, ajenas aún a la menopausia, a las que les hayan extirpado los ovarios.

Algunas mujeres presentan esta vaginitis después del parto o mientras están amamantando, ya que los niveles de estrógeno bajan.

La vagina también puede irritarsea por un uso excesivo o inadecuado de jabones, detergentes para lavar, lociones, perfumes o duchas. Ciertos medicamentos, el tabaquismo, los tampones y los condones también pueden causar o empeorar la resequedad vaginal.

Comments
  1. Sonia | Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar