IBACMA, especialistas en las fracturas de los huesos de la mano

Los doctores Xavier Terrades y Guillem Salvà, se ha convertido en la última década en el máximo referente de las islas en lo que a Cirugía de Mano y Microcirugía.

Los doctores Xavier Terrades y Guillem Salvà, se ha convertido en la última década en el máximo referente de las islas en lo que a Cirugía de Mano y Microcirugía.

Las manos son de los órganos más precisos y finos del cuerpo humano, fundamentales para la relación con el entorno. Su perfecto funcionamiento es el que nos permite desarrollar con normalidad todas las tareas de la vida diaria. La precisión y la estabilidad de todas las estructuras de los dedos (huesos, tendones, ligamentos, músculos…) son la base de la función de la mano. Así, cualquier traumatismo que afecte a la mano o a los dedos, puede alterar este equilibrio y repercutir de forma negativa en la función de la mano, a veces con secuelas graves de difícil solución. Para evitar secuelas permanentes es imprescindible un buen diagnóstico y un tratamiento adecuado, como el que ofrece el Institut Balear de la Mà, IBACMA, de Policlínica Miramar.

El equipo del Institut Balear de la Mà (IBACMA) formado por el doctor Guillem Salvà y el doctor Xavier Terrades trata todo tipo de fracturas de los huesos de la mano (metacarpianos y falanges). Éstas representan aproximadamente el 19% de todas las fracturas distales al codo, son mucho más frecuentes en los hombres, y están relacionadas con la edad, apareciendo con mayor prevalencia entre los jóvenes y relacionadas con la actividad. La mayoría de estas fracturas se producen por acciones relacionadas con el deporte y el trabajo.

El doctor Guillem Salvà, uno de los referentes europeos en cirugía y patología de la mano junto con el doctor Xavier Terrades, destaca: “El mecanismo por el que se produce una fractura suele ser por traumatismo directo, como una caída o un golpe, y según el mecanismo, se pueden producir diferentes tipos de fracturas: por compresión, por flexión o por torsión. Según el mecanismo de lesión, el patrón de la fractura es diferente. Así por ejemplo, las lesiones por flexión forzada pueden producir luxaciones de las articulaciones o fracturas de la diáfisis del hueso, mientras que los mecanismos por compresión, suelen producir fracturas de la articulación. Además, estas fracturas se pueden ver complicadas por lesiones de las partes blandas, con lesión de los tendones, ligamentos, heridas complejas con pérdida de sustancia, etc.” El diagnóstico de estas lesiones se basa en la historia clínica y en la exploración física minuciosa. Típicamente suele haber deformidad, inflamación, dolor en la zona de la fractura, limitación de la movilidad, etc.

El diagnóstico de confirmación se realiza mediante radiografías de la mano en diferentes posiciones. Raramente se necesitan otras pruebas como el TAC para el diagnóstico de estas lesiones. Sobre el tratamiento de estas fracturas, el doctor Xavier Terrades señala: “Depende de una gran variedad de parámetros como la edad, la ocupación, el tipo de lesión (abierta o cerrada), los hobbies, etc.

Así, la misma fractura en distintos pacientes, puede tratarse de forma diferente. Respecto al manejo de las fracturas depende de su localización y de las lesiones asociadas. Por término general, las fracturas que afectan a las articulaciones y las lesiones abiertas, precisan tratamiento quirúrgico para restablecer todas las estructuras anatómicas que están afectadas. Las lesiones cerradas, según el tipo de lesión, podrán tratarse de forma conservadora mediante la reducción cerrada e inmovilización con yeso o en otros casos también pueden precisar cirugía, para restablecer la anatomía y recuperar la mayor función posible”.

Además el Dr.Terrades incide en que: “A pesar de que pueda parecer que son lesiones banales, estas fracturas pueden ocasionar secuelas a veces irreversibles. Por tanto, el manejo inicial de estas fracturas es fundamental para restablecer la función y es lo que marca la diferencia entre una recuperación completa o la aparición de secuelas. En fase de secuelas, se puede intentar realizar cirugías reconstructivas, pero los resultados son más impredecibles”.

Existen múltiples técnicas quirúrgicas para tratar estas fracturas. El Dr. Salvà apunta a que: “Se puede realizar una fijación de los huesos con tornillos, placas, agujas de Kirschner o combinaciones de estas. Los más importante es obtener una fijación lo más estable posible, que permita una movilización precoz, sin alteraciones de la rotación de los dedos, que puede condicionar un mal resultado final y que probablemente precise de nuevas intervenciones para restablecer la función de la mano. La movilización precoz debe se el objetivo principal de cualquier tratamiento que se realice. Esto evita las adherencias de los tendones y permite un correcto deslizamiento, permitiendo recuperar la movilidad completa de las articulaciones. Una parte fundamental del tratamiento de las fracturas será la rehabilitación. La rehabilitación de la mano es compleja, y marca la diferencia de resultados en el tratamiento de las fracturas. Esta dependerá de las lesiones asociadas que haya, y del tipo de fractura y tratamiento aplicado (agujas, placas, tornillos). En ocasiones es necesario realizar férulas a medida para restablecer el arco de movilidad completo de las articulaciones afectadas, combinado con movilizaciones controladas de los dedos”.

Los expertos coinciden en que las fracturas de los huesos de la mano son frecuentes y potencialmente graves, puesto que pueden dejar secuelas permanentes. Las complicaciones de estas fracturas pueden aparecer tanto si se tratan de forma conservadora como si se operan, y por ello, la planificación del tratamiento no sólo inicial, sino también de rehabilitación, es fundamental para obtener el mejor resultado funcional posible.

El Instituto Balear de la Mà, IBACMA, ubicado en la Policlínica Miramar, destaca por el desarrollo de los últimos tratamientos en patología de la mano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar