No hay comentarios

Intervenida la residencia de mayores Borenco tras un brote de COVID19 que afecta a 23 usuarios y 4 profesionales

La incidencia de la pandemia sigue en cifras bajas pero se resiste a reducir el número de contagios

La Conselleria de Salud y Consumo ha ordenado la intervención de la residencia de mayores Borenco tras detectarse un brote que a día de hoy afecta a 23 usuarios y 4 profesionales positivos y después de que el equipo del Ibsalut haya constatado que las medidas que se han adoptado no han conseguido frenar la propagación del COVID-19.

En la actualidad, el brote afecta a 23 usuarios —13 de ellos hospitalizados y 10 en la residencia— y 4 trabajadores. Asimismo, hay 52 contactos estrechos. El brote se comunicó el miércoles, día 8. El mismo día se cribó a toda la residencia y, dados los resultados, ayer jueves se decidió su intervención. Profesionales de la Subdirección de Atención a la Cronicidad se desplazaron a la residencia para evaluar la situación de los afectados.

Otra de sus funciones será apoyar a la dirección en la implementación del plan de contingencia y en la sectoritzación del centro, poner en marcha circuitos de atención e impartir formación in situ a los trabajadores, sobre todo en lo referente al uso de equipos de protección individual, desarrollo de nuevos circuitos, delimitación de zonas limpias y sucias, etc.

La Conselleria intervendrá durante 20 días el control de la gestión sanitaria asistencial en relación con todos los procesos relacionados con el COVID-19 del centro de servicios sociales de carácter residencial y ha designado a un coordinador sanitario, cuyas funciones son controlar, coordinar y dirigir la actividad asistencial sanitaria del centro, así como del equipo de la residencia y, en su caso, el que asigne el Ibsalut.

A partir de ahora, los profesionales, los equipos directivos y la titularidad de este centro, así como los propios residentes, se regirán por las instrucciones, órdenes y disposiciones del coordinador en los procesos relacionados con el COVID-19. Desde el mes de enero, Salud ha intervenido las residencias Sor Maria Rafaela, la Residencia del Hospital de Llevant y la Llar de Calvià, las tres en Mallorca, y Sa Residència, en Eivissa.

Y todo ello en una jornada en la que los indicadores epidemiológicos parecen estar realizando un lento, pero continuado, aunque aún en niveles muy bajos, aumento de incidencia. En las últimas 24 horas se han registrado 143 nuevos contagios, 23 más que la víspera (que la cifra también fue ascendente), con otro fallecido, con lo que ya son 97.677 los infectados conocidos y 933 las personas muertas desde que se inició la pandemia.

La tasa de positividad, que estos días no superaba el 4%, se encuentra ahora, con un 4,31% más cerca del 5% que la OMS señala que no hay que superar para no entrar en zona de riesgo de contagio social, y más lejos del 3% bajo el que hay que estar para que la pandemia esté controlada. En los hospitales la ocupación se contiene (110 en planta, 49 en UCI, 14,66% de ocupación) aunque estas cifras suben después de que lo hagan los contagios.

Publicaciones recientes

Publicaciones recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.