No hay comentarios

Juaneda Hospitales impartirá las materias prácticas del nuevo Grado de Enfermería telemático de la Universidad Internacional de La Rioja

De izquierda a derecha, José Ribas, supervisor del Área Quirúrgica y director de Enfermería en funciones del Hospital Juaneda Miramar; Dr Octavio Corral Pazos de Provens, decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR) y el Dr. Joan Alguersuari, presidente de Juaneda Servicios y Procedimientos S.L.y Antonio Riera, director de Enfermería de la Clínica Juaneda.

Durante la mañana de hoy el Dr Octavio Corral Pazos de Provens, decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR) y el Dr. Joan Alguersuari, presidente de Juaneda Servicios y Procedimientos S.L., han firmado dos convenios de colaboración entre la UNIR y la red asistencial privada.

En virtud del primero, la red de Juaneda Hospitales se compromete a impartir formación práctica a los estudiantes que desde las Islas Baleares cursen el Grado de Enfermería telemático que la UNIR pone próximamente en funcionamiento. Esta formación se llevará a cabo en los centros de Juaneda en Mallorca y Menorca y en las instalaciones gestionadas por Juaneda en Ibiza.

El objeto del presente convenio es establecer un programa de Cooperación Educativa a través del cual los estudiantes de UNIR matriculados en las enseñanzas oficiales puedan complementar la formación con la realización de prácticas profesionales y el desarrollo del Trabajo Fin de Grado (TFG) y el Trabajo Fin de Máster (TFM). Este Convenio ayudará a que Juaneda pueda convertirse en un futuro en un campus universitario.

De este modo, se crea en Baleares una nueva oferta de estudios superiores que permitirá desarrollar el Grado de Enfermería sin salir de las islas de origen del estudiante, cursando las materias teóricas a través del sistema de educación telemática de la UNIR y las materias prácticas con tutores autorizados y de alta cualificación en los centros asistenciales de Juaneda Hospitales.

Juaneda Servicios proporcionará los medios necesarios para que los estudiantes de la UNIR puedan realizar prácticas de Formación Académica, en cualquiera de sus modalidades, curriculares y extracurriculares, siempre y cuando la tarea que se le encomiende desarrollar esté vinculada al proyecto formativo de la titulación.

A estos efectos, el número máximo de estudiantes de nuevo ingreso para el Grado en Enfermería es de 24 (la suma de todos los centros) en cada institución sanitaria, que se repartirán del siguiente modo: 8 alumnos de nuevo ingreso en Clínica Juaneda de Mallorca y otros 8 en el Hospital Juaneda Miramar; 4 en Hospital Juaneda Muro y otros 4 en el Hospital Juaneda Menorca.

Los horarios de realización de las prácticas o del TFG/TFM se establecerán de acuerdo con las características de las mismas y las disponibilidades de la Entidad Colaboradora (Juaneda). Los horarios serán compatibles con la actividad académica, formativa y de representación y participación desarrollada por el estudiante en la Universidad.

Este convenio también incluye unas cláusulas que señalan que en el futuro Juaneda Hospitales será la red hospitalaria privada en preferencia en el ámbito de la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares para las prácticas académicas de los estudiantes del área de las Ciencias de la Salud de UNIR, siempre y cuando las plazas ofertadas por Juaneda suficientes para todos los estudiantes.

La UNIR será el centro de formación académica preferente de Juaneda para sus empleados, trabajadores y beneficiarios que deseen matricularse en la Universidad Internacional de La Rioja para cursar estudios de grado/postgrado. En este sentido, el segundo convenio firmado hoy tiene por objeto facilitar el acceso de los empleados de Juaneda a los estudios superiores de la UNIR.

Durante el acto de la firma de los convenios, tomó la palabra como introductor el Dr Juan José Bestard, médico, abogado y experto sanitario, quien analizó las actuales circunstancias de las relaciones humanas y asistenciales con las modificaciones que ha introducido la pandemia de COVID19, a las que es necesario adaptarse a corto, medio y largo plazo:

“Los planificadores tendrán nuevas prioridades. Tal vez, el interés presupuestario por la salud pública, por el control de las enfermedades infecciosas, por los sistemas de información sanitaria, por la educación para la salud, por la promoción de la salud, por la telemedicina o por la gestión de la tecnología sanitaria, pasará de ser exiguo a tener un mayor predicamento entre quienes toman decisiones”, destacó el Dr Juan José Bestard.

A continuación intervino el Dr Octavio Corral Pazos de Provens, decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la UNIR, quien destacó la escasez de profesionales de enfermería en estos momentos cruciales de la historia: “España tiene 316.000 enfermeras, lo cual supone una ratio de 5,74 enfermeras por cada 1000 habitantes, cuando la media de los países europeos es de 8,77.”

“España ocupa el quinto lugar por el final, solo por delante de Bulgaria, Letonia, Chipre y Grecia. Por lo que serían necesarios 110.000 profesionales de enfermería para poder prestar una asistencia en igualdad de condiciones. Este déficit es más acusado en algunas Comunidades Autónomas como Murcia, Andalucía, Galicia, Valencia, e Islas Baleares, entre otras”, añadió.

La última intervención corrió a cargo del Dr Juan Alguersuari, presidente del Grupo Juaneda, quien destacó que “la pandemia ha sometido a una prueba de esfuerzo tanto a los derechos fundamentales de la Constitución española como a los de la Carta de Derecho Fundamentales de la Unión Europea, ha puesto a prueba a la población y al sistema sanitario, la responsabilidad individual como la capacidad de respuesta de las Administraciones públicas.”

“El grupo Juaneda quiere estar junto a los que innovan y ayudan a superar los retos sociales” por lo que “en momentos de crisis mundial la alianza con la UNIR ayudará a muchos hombres y mujeres a superar los inconvenientes de la doble insularidad y a convivir con la situación actual pandémica o con cualquier otra que pudiéramos sufrir”, destacó el Dr Alguersuari en su intervención.

El Dr Octavio Corral Pazos de Provens, decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la UNIR y el Dr Juan Alguersuari Bes, presidente de Juaneda Servicios y Procedimientos S.L, durante la firma de los convenios.
Intervención íntegra del Dr Juan José Bestard Perelló. Experto Sanitario y responsable de Formación de Juaneda Hospitales.

Vamos a presenciar la firma del Convenio entre la Universidad Internacional de la Rioja y el grupo Juaneda. Un acto de cooperación entre dos instituciones líderes en sus sectores, una en la formación universitaria y la otra en la asistencia sanitaria, en un momento de nuestra historia especialmente difícil y doloroso.

La pandemia COVID-19 lo ha cambiado todo, sin duda. Un virus ha mostrado a la sociedad la otra cara de la moneda, esto es, las limitaciones de nuestro modelo de civilización, el perjudicial efecto del egoísmo, las consecuencias de la iconoclastia política y las cortas piernas de las verdades absolutas. El siglo XXI comienza en el 2020.

Después de este desastre natural a escala mundial, con más de 195 millones de afectados y más de cuatro millones de fallecidos, las personas tomarán sus decisiones en base al temor más que en base a la certeza. Cuando las personas tengan que planificar su futuro el hoy valdrá más que el mañana, lo que le ocurra a un puertorriqueño, a un lituano o a un chino se verá y sentirá más cercano, seremos más ciudadanos del mundo. El espacio tendrá menos valor que el aprovisionamiento y la salud y el medio ambiente pasarán a ser los primeros elementos a proteger.

España no ocupa un puesto envidiable en los indicadores de la pandemia a nivel mundial, lo cual ayudará a que todos seamos más conscientes de nuestra realidad, de nuestra verdad. El coste marginal durante 100 años de un excelente y eficaz Centro Nacional de Epidemiología, con competencias suficientes, junto a una sanidad bien financiada y sincronizada, hubiera sido inferior que el coste de la crisis económica actual.

Los planificadores tendrán nuevas prioridades. Tal vez, el interés presupuestario por la salud pública, por el control de las enfermedades infecciosas, por los sistemas de información sanitaria, por la educación para la salud, por la promoción de la salud, por la telemedicina o por la gestión de la tecnología sanitaria, pasará de ser exiguo a tener un mayor predicamento entre quienes toman decisiones.

El refranero nos dice que “no hay mal que por bien no venga”, esperamos que esta tremenda catástrofe, sin precedentes, obligue a todos a entender las innovaciones como algo necesario, a incrementar el espíritu de la cooperación, a ignorar a quien se opone sistemáticamente a la mejora y a quien utiliza el principio de seguridad en razones idóneas para que no cambie nada y todo siga igual.

La innovación y la cooperación, son los dos nuevos paradigmas dentro del nuevo modelo de relación social que está imponiendo la crisis mundial. Demos todos la bienvenida a este nuevo esfuerzo empresarial por la sinergia y la calidad.

Intervención INTEGRA del Dr Octavio Corral Pazos de Provens. Decano de la Facultad de Ciencias de la Salud de la UNIR.

Creo que no digo nada nuevo para nadie si afirmo que durante esta época de pandemia nuestro sistema sanitario, así como la sociedad en general, ha estado tremendamente tensionado y ha mostrado fisuras o carencias. Entre estas carencias, una de las principales es la escasez de personal sanitario, sobre todo profesionales de enfermería.

Según los últimos datos publicados por el INE y el Consejo General de Enfermería, actualmente España tiene 316.000 enfermeras, lo cual supone una ratio de 5,74 enfermeras por cada 1000 habitantes. Si se compara con los datos facilitados por la OMS, la media de los países europeos es de 8,77 por cada 1000 habitantes, aunque existe gran diferencia entre los países de la UE, siendo el rango de enfermeras por cada 1.000 habitantes entre 3,4 de Grecia y 13,2 de Alemania. España ocupa el quinto lugar empezando por el final, solo por delante de Bulgaria, Letonia, Chipre y Grecia. Por lo que serían necesarios 110.000 profesionales de enfermería para poder prestar la asistencia en igualdad de condiciones que países con economías similares. Este déficit de enfermeros, sin embargo, es más acusado en algunas Comunidades Autónomas como Murcia, Andalucía, Galicia, Valencia, e Islas Baleares, entre otras.

Desde hace años, la demanda de profesionales sanitarios se ha ido incrementando sustancialmente. A raíz de la pandemia motivada por el SARS-CoV-2, esta mayor demanda ha puesto de manifiesto de una manera clara y patente la necesidad de formar a los profesionales de todos los ámbitos sanitarios para poder dar respuesta a las necesidades reales de la sociedad.

Especialmente, y centrándonos en los estudios de Graduado en Enfermería, objeto central de la firma de este convenio de cooperación educativa entre el Grupo Hospitalario JUANEDA y La Universidad Internacional de La Rioja -UNIR-, su formación tiene como objetivo principal formar profesionales de enfermería líderes en cuidados, gestión, educación e investigación, para dar respuesta a las necesidades de las personas, la familia y la comunidad en la promoción, mantenimiento y recuperación de la salud, y muerte digna, promoviendo el trabajo en equipo y la multidisciplinariedad.

La colaboración entre JUANEDA y UNIR se torna de gran valor, al aportar cada una de ellas una reconocida calidad en sus respectivos ámbitos. Por un lado, la asistencia sanitaria proporcionada por la red asistencial del grupo JUANEDA, reconocida con las normas internacionales ISO 9001 y la marca S.E.P., Sanidad Excelente Privada. Y, por otro lado, la formación universitaria en línea propia de UNIR, que enriquecerá y complementará la formación integral de los estudiantes de Ciencias de la Salud con un modelo pedagógico innovador que está configurado para desarrollar una modalidad formativa en línea de calidad desde su origen, no siendo por tanto un modelo que surge desde la transformación digital de una formación presencial, como ocurre en otras universidades. Este modelo pedagógico aplicado a Salud ha sido reconocido con el sello AUDIT y la Acreditación Institucional, los más altos galardones de calidad que otorga ANECA como regulador universitario.

En el área de Enfermería, en concreto, y tras la aprobación por el regulador universitario -ANECA-, se impartirá la docencia teórica en formato online con el modelo pedagógico de UNIR, y la docencia práctica en instituciones sanitarias del grupo JUANEDA en las Islas Baleares, cumpliendo la presencialidad exigida por las directrices europeas a este fin.

Por su parte, el Grupo Hospitalario JUANEDA contribuye con un complemento formativo esencial al aportar su reconocida experiencia y calidad en la atención sanitaria a los pacientes en todos sus centros sanitarios, y que favorecerá, por tanto, la formación de los mejores profesionales en las áreas de Salud.

Este convenio entre estas dos instituciones supone que las Islas Baleares, a través del Grupo JUANEDA, participen en planes formativos de educación superior, tanto a nivel nacional como internacional, y su posicionamiento como destino educativo de calidad en educación superior.

Intervención ÍNTEGRA del Dr Juan Alguersuari Bes. Presidente de Juaneda Servicios y Procedimientos S.L.

Nos encontramos aquí hoy día 31 de julio de 2021 para hacer público el acuerdo de cooperación entre el grupo Juaneda y la Universidad Internacional de la Rioja. Juaneda como el centro sanitario en funcionamiento más antiguo de las Islas Baleares, nacido en el año 1919, y UNIR como la universidad más pionera e innovadora en España, nacida en 2008.

En primer lugar, debemos hacer mención a la situación crítica en la que nos encontramos, la pandemia de ámbito mundial provocada por el coronavirus SARS-CoV-2 que desde diciembre de 2019 nos azota.

Una pandemia es una situación de especial gravedad, una de las más graves en las que se puede encontrar la humanidad. Aunque en el siglo XX fallecieron más personas por esta causa que por las guerras, la mayoría de los países, según lo visto, no habían dedicado suficiente atención a su prevención, ni a sus protocolos ni a medios terapéuticos o, en su defecto, a la capacidad de las Administración Pública para gestionar con eficacia nuevos ensayos clínicos.

En España el día 31 de abril de 2020, en pleno estado de alarma, había 239.639 personas infectadas y 24.543 muertes oficialmente declaradas. Con 4.522 infectados por millón de habitantes, ocupábamos el primer puesto en el ranking internacional y con 520 muertes por millón de habitantes, el segundo después de Bélgica. Hoy a fecha de 31 de Julio de 2021, un año y tres meses después, España registra un total de 4.280.429 infectados, el 9,3% de su población, mientras en el mundo hay 191.773.590 infectados, el 2,2% del total. España con el 0,6% de la población mundial tiene el 2,20% de todos los afectados. Hoy España a causa del COVID-19 lleva registradas 81.221 muertes, 1.713 casos por millón de habitantes, en el mundo hay registradas 4.159.273 defunciones por la misma causa, 526 por millón de habitantes.

La pandemia ha puesto a prueba todo, ha sometido a una prueba de esfuerzo tanto a los derechos fundamentales de la Constitución española como a los de la Carta de Derecho Fundamentales de la Unión Europea, ha puesto a prueba a la población y al sistema sanitario, ha puesto a prueba tanto la responsabilidad individual como la capacidad de respuesta de las Administraciones públicas.

Las consecuencias de la pandemia son tanto sanitarias, como económicas, laborales y sociales. Sin duda habrá que reconstruir lo dañado, reformar lo que ha fallado e incluir nuevas formas de hacer las cosas, no solo en previsión de otra pandemia sino como oportunidad para la mejora.
El tratamiento de la pandemia ha requerido en todo el mundo medidas extraordinarias que han revolucionado las normas sociales. En línea con la teoría de la innovación disruptiva que le dio el premio de Harvard a Clayton M. Christensen en 1997 , las restricciones de movilidad y de contactos sociales han modificado los patrones de consumo; en la educación, se ha innovado en formación online; en la vida laboral, la innovación es el teletrabajo; en la tecnología, la lectura a distancia ha posibilitado la toma masiva de temperatura corporal; en la prevención de contactos, se ha innovado con rastreadores en los teléfonos móviles; y en la atención médica la telemedicina ha encontrado su aceptación y espacio, tras décadas de incompresible arrinconamiento.

De las innovaciones disruptivas que han impactado en la sociedad, tal vez, las más relevantes son, por una parte, la telemedicina y, por la otra, la formación online en internet. Sin embargo, mucho antes de que apareciera la pandemia del COVID la Universidad Internacional de la Rioja en el año 2009 empieza su actividad académica tras la Ley 3/2008, de 13 de octubre y tras el Decreto 69/2009, 4 de 31 de julio.

La UNIR en tan solo 12 años ha liderado la formación online universitaria de grado y de postgrado, tanto en España como en Iberoamérica, con más de 86.000 estudiantes. UNIR este último curso académico ha tenido 52.186 estudiantes entre UNIR España, UNIR México, Fundación Colombia, Neumann en Perú y Universidad Marconi en USA.

Este intenso liderazgo ha llevado a que dentro de pocos meses UNIR inicie la primera andadura en la Unión Europea del grado de enfermería semipresencial, con formación teórica online y formación práctica en presencia física. La formación online al más alto nivel facilita el estudio a todas aquellas personas que por su lugar de residencia o por sus necesidades de aislamiento no puedan acudir a los centros de formación presencial.
El grupo Juaneda quiere estar junto a los que innovan y ayudan a superar los retos sociales y sobre todo en momentos de crisis mundial, sin duda la alianza entre el grupo Juaneda y UNIR ayudará a muchos hombres y mujeres a superar los inconvenientes de la doble insularidad y a convivir con la situación actual pandémica o con cualquier otra que pudiéramos sufrir.

Este escenario de cooperación entre UNIR y Juaneda permitirá poner un granito de arena positivo e innovador en el complejo escenario futuro que nos depara la actual crisis pandémica, casi con toda seguridad deberemos aprender a convivir con este virus y con sus mutaciones, pues hoy no hay una solución definitiva y, tal vez, parte de la solución esté en nuestro modelo de convivencia y de relación social.

En conclusión, se suma tradición e innovación, calidad y modernidad, cooperación y desarrollo, todo esto redundará en la calidad de vida de los ciudadanos de las islas, en las posibilidades de formación de los, y de las, jóvenes de las islas baleares y en la calidad de la atención de los pacientes del grupo Juaneda.

Publicaciones recientes

Publicaciones recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud.

Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayudas promocionar la salud.