Juaneda, primer hospital privado balear que incorpora una técnica que permite la cirugía mínimamente invasiva de glándulas paratiroides

Intervención sin fluorescente

Intervención con fluorescente

JUAN RIERA ROCA / Juaneda es el primer hospital privado de Baleares que incorpora una técnica que permite la cirugía mínimamente invasiva de glándulas paratiroides. El desarrollo de la cirugía mínimamente invasiva ha supuesto un gran avance en la medicina.

Estas técnicas ofrecen mayores ventajas a los pacientes: menos dolor, mejor confort, recuperación postoperatoria más rápida y mejores resultados estéticos. En el caso de la cirugía de paratiroides y de tiroides este avance se ha desarrollado más lentamente.

Los doctores Salvador Pascual y Andrés Cifuentes se han convertido en el primer equipo de Cirugía General de la sanidad privada balear en realizar una cirugía mínimamente invasiva de las glándulas paratiroides en una paciente con adenoma (una glándula aumenta de tamaño y del calcio en la sangre).

Como ha explicado el Dr. Pascual: «La intervención se ha desarrollado con éxito, se ha localizado la glándula enferma y se ha extirpado de forma satisfactoria. Además, se ha comprobado que los niveles de la hormona se han normalizado a los pocos minutos de la cirugía.»

«Hasta el momento este procedimiento —añade el especialista de Juaneda Hospitals— se realizaba mediante una cirugía abierta en la zona del cuello. Con esta novedosa técnica podemos extirpar una o varias glándulas de paratiroides sin necesidad de realizar una cirugía convencional.»

«Esta cirugía —añade el Dr. Salvador Pascual— se ha llevado a cabo gracias a la torre laparoscópica 3D que adquirió Clínica Juaneda hace poco tiempo. Un equipo innovador que permite abordar intervenciones de cirugía laparoscópica con el uso de ICG (fluorescencia por indocianina verde).

La ICG facilita la visualización y la identificación de, en este caso, la glándula enferma. Este procedimiento mínimamente invasivo se realiza mediante tres pequeñas incisiones: dos en la axila, uno de ellos para la óptica, y el otro en la areola. A través de ellos se realiza un túnel subcutáneo.

De este modo se alcanza la zona de la glándula tiroidea y paratiroidea de la misma zona, permitiendo a los cirujanos realizar el procedimiento quirúrgico. Esta técnica está indicada en la práctica totalidad de las patologías paratiroideas y en tiroides con determinado tipo de tumores pequeños.

Las glándulas paratiroides —las más pequeñas del organismo— son cuatro pequeños cúmulos de tejido endocrino del tamaño de una lenteja que se localizan en el cuello, próximas a la tiroides. Producen la hormona paratiroidea que mantiene la concentración de calcio en la sangre.

La causa más frecuente por la que el paciente debe operarse es que las glándulas aumenten de tamaño (adenoma) y que produzcan un aumento de calcio en la sangre (hipercalcemia). Esta patología puede aparecer a cualquier edad, pero es más frecuente en mujeres de 46 a 65 años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud
Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayuda promocionar la salud

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar