“La medicina del futuro es la síntesis de todas las disciplinas médicas”

Maria Cristina Puigròs, Unidad de Medicina Integrativa del Instituto Balear de Infertilidad (IBILAB)

Maria Cristina Puigròs, Unidad de Medicina Integrativa del Instituto Balear de Infertilidad (IBILAB)

Licenciada en Medicina por la Universidad Autónoma de Barcelona, Maria Cristina Puigròs es especialista en Fedicina Familiar y Comunitaria con Máster en Medicina naturista, acupuntura y homeopatía, por la Universidad de Valencia; Máster en Medicina homeopática, por la Universidad de Barcelona. Formada en Medicina Sintergética y terapia floral. Desde enero de 2014 forma parte de la Unidad de Medicina Integrativa del Instituto Balear de Infertilidad (IBILAB).

P.- ¿En qué consiste la medicina integrativa?

R.- La medicina integrativa constituye un enfoque médico que combina terapias de medicina convencional y medicinas complementarias validadas con los procedimientos y métodos de la medicina científica. Se trata de una medicina integradora y multisistémica que aborda las dolencias y enfermedades desde la individualidad de cada paciente, considerándolo en la totalidad de la persona. Es decir, tiene en cuenta su estado tanto desde el punto de vista físico, como emocional y mental, así como sus hábitos de vida y sus vivencias.

P: ¿Cuáles son sus ventajas?

R: Permite mejorar la calidad de vida y el bienestar global de la persona. Impulsa la promoción de la salud y la prevención de la enfermedad, dado que estamos cuidando los hábitos de vida, además del tratamiento de enfermedades existentes. Los tratamientos holísticos evitan al máximo la toxicidad y los efectos adversos.

P: ¿Podría darnos ejemplos de tratamientoe holísticos?

R: La medicina holística contempla a la persona en su integridad. Por ejemplo, una migraña puede estar relacionada con transtornos metabólicos, situaciones de estrés emocional, tensiones en el trabajo… Son problemas que impiden al organismo funcionar de manera equilibrada. La medicina holística tendrá en cuenta la situación de la persona en ese momento de su vida, su actitud ante los problemas, su historia. Le ofrece un tratamiento siempre individualizado, enfocado a la persona en su totalidad y no al síntoma. De esta manera, ante una misma dolencia, encontramos un remedio homeopático diferente para cada persona. No hay un ser que sea igual a otro

P: ¿Podría decirse que el médico integrativo ejerce de ‘coach’de la salud?

R: Podría decirse, si se considera “coach” como educador, orientador, para que la persona pueda asumir conscientemente su responsabilidad y participe activamente en la autogestión de su salud.

P: ¿A quién va dirigida la medicina integrativa?

R: A todas las personas de todas las edades. La Medicina Integrativa es inclusiva. En el caso de los niños el aspecto emocional es muy importante. Aedades tempranas cabe considerar aspectos como el vínculo con la madre, porque les afecta y repercute en su salud.

P: ¿Qué dolencias se suelen tratar, principalmente?

R: El abanico es muy amplio: Problemas crónicos, enfermedades, molestias, infecciones agudas, infecciones crónicas ansiedad , síndromes depresivos.., realmente cualquier tipo de dolencia

P: ¿Y en el caso concreto de la mujer?

R: En IBILAB abordamos desde la salud de la adolescente (sexualidad y salud, transtornos premenstruales: amenorrea, hipermenorrea, síndrome premenstrual…) hasta los trastornos de la menopausia (sofocos, osteoporosis, trastornos anímicos… incluso terapia hormonal sustititiva con hormonas bio-idénticas). También abordamos problemas de fertilidad en la pareja, así como el acompañamiento durante el embarazo, la preparación para el parto, post-parto y lactancia materna.

P: ¿Cuándo es recomendable el tratamiento de la infertilidad desde la medicina integrativa?

R: La medicina integrativa es aplicable tanto para favorecer el embarazo natural como cuando se opta por tratamientos de reproducción asistida, dado que funciona potenciando los efectos de la misma.

P: ¿Existe una conciencia generalizada en la sociedad sobre la importancia de la salud considerada en su conjunto?

R: Yo no sé si existe una conciencia generalizada sobre lo que me preguntas, pero sí puedo decir desde mi experiencia que cada vez es más gente la que se interesa por la importancia de la salud en su conjunto y a raíz de ese interés sobre su propio estado, el paciente se hace responsable de su salud. Toma las riendas de su propia vida, acompañado por el médico. La medicina integrativa permite a la persona valorar y sacar el máximo rendimiento a cada etapa de su vida.

P: ¿Se trata de la medicina del futuro?

R: Lo que veo como medicina del futuro es la unión de todas las disciplinas médicas. No es cuestión de excluir una u otra, eso ya se ha hecho hasta ahora. Se trata de llegar a la síntesis de todas ellas para poder hacer un verdadero abordaje integrativo.

ibilab

El Instituto Balear de Infertilidad IBILAB abre una Unidad de Medicina Integrativa

Con un equipo humano siempre orientado al paciente, el Instituto Balear de Infertilidad (IBILAB) acaba de poner en marcha una Unidad de Medicina Integrativa. Se trata de servicio encauzado a lograr la mejora de la salud de la mujer y la familia de manera global, desde la individualidad de la persona, con terapias complementarias a la medicina convencional. Al frente de la nueva unidad de IBILAB se encuentra la Dra. Maria Cristina Puigròs, especialista en medicina familiar y comunitaria con largos años de experiencia en medicina naturista, homeopatía, medicina sintergética y terapia floral.

A partir de ahora, los pacientes de IBILAB podrán optar en el mismo centro a los servicios de medicina homeopática, medicina naturista (nutrición), terapia ortomolecular, tratamientos hormonales con BHTR y medicina sintergética, entre otros.

La medicina integrativa tiene en cuenta tanto los factores físicos (hábitos de vida, nutrición…) como emocionales a la hora de tratar y prevenir enfermedades y dolencias. En el caso de la mujer, abarca desde la salud de la adolescente, incluida la sexualidad y los trastornos premenstruales –como amenorrea, hipermenorrea, disminorrea o síndrome premenstrual–, hasta la etapa de la menopausia. La medicina integrativa es, del mismo modo, una buena aliada de la mujer y la familia en los procesos de embarazo, preparación para el parto y posparto y favorece la lactancia materna.

En los casos de infertilidad, sirve de complemento a los tratamientos de reproducción asistida, si bien en algunos casos representa una alternativa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor, ayúdanos a promocionar la salud
Al hacer clic en cualquiera de estos botones nos ayuda promocionar la salud